Charlie Sheen anuncia que es VIH positivo

charlie sheen
Charlie Sheen

Desde cantantes como Freddie Mercury o actores como Anthony Perkins, hasta deportistas como Greg Luganis o escritores como Isaac Asimov, el VIH y el sida han marcado las vidas y legados de muchas estrellas del entretenimiento. A este grupo se acaba de unir el ex protagonista de “Two and a Half Men” Charlie Sheen, quien reveló el martes que tiene VIH, el virus que causa el sida.

En una entrevista con el programa “Today” de la cadena NBC, el actor de 50 años dijo que dio positivo en una prueba al virus que causa el sida hace cuatro años, pero que gracias a un régimen estricto de medicamentos está saludable.

Cuando el presentador Matt Lauer le preguntó si había contagiado a otras personas, respondió: “Imposible, imposible”. Insistió que le había informado a cada pareja sexual sobre su estado de salud antes de tener relaciones.

Desde que fue diagnosticado sólo ha tenido sexo sin protección con dos parejas, dijo sin identificarlas, y agregó que éstas “estuvieron bajo el cuidado de mi médico y fueron completamente advertidas previamente”.

Dijo que uno de los motivos por los que decidió revelar su enfermedad era para detener las amenazas de prostitutas y otras personas que decían que lo revelarían. Agregó que una prostituta tomó una fotografía de sus medicamentos para el VIH en su botiquín y le dijo que vendería la imagen a los tabloides. Expresó que ya había pagado “millones”, quizá hasta 10 millones de dólares, para comprar su silencio, y que ahora quiere “detener esta ola de ataques y medias verdades”.

“¿Le sigues pagando a esta gente?”, le preguntó Lauer. “No, después de hoy ya no”, dijo Sheen, quien durante su participación lució nervioso y habló rápidamente.

El actor no dijo cuándo ni quién pudo haberlo infectado. En Estados Unidos, la principal forma de contagio del VIH es a través de relaciones sexuales sin protección o por compartir jeringas para drogarse. Cerca de 1,2 millones de personas en el país tienen el virus, y muchas de ellas no lo saben.

Durante parte de la entrevista Sheen estuvo acompañado por su médico, el doctor Robert Huizenga, quien dijo que medicamentos antivirales fuertes han suprimido el virus en el cuerpo del actor. El nivel de VIH en la sangre de Sheen es “indetectable”, dijo Huizenga, quien dijo claramente que no tiene sida.

“Está absolutamente saludable”, dijo Huizenga, quien agregó que a él le preocupaba más “el abuso de sustancias y la depresión (de Sheen) por la enfermedad que lo que podría hacer el VIH para acortar su vida”.

Sheen dijo que en el pasado estuvo “tan deprimido por la condición en la que se encontraba que estaba consumiendo muchas drogas, estaba bebiendo demasiado”. Dijo que actualmente no está abusando de las drogas, aunque reconoció: “todavía bebo un poco”.

“Mis días de fiesta quedaron atrás”, dijo Sheen en una carta abierta difundida por correo electrónico. “Mis días filantrópicos están por delante”.

Lauer le preguntó al actor si esperaba “una ola de demandas” de parejas sexuales anteriores que podrían alegar que las contagió. Sheen respondió lánguidamente: “Estoy seguro de que eso es lo que sigue”. Pero en California, donde vive Sheen, una persona puede ser acusada de un crimen sólo si está consciente de que es VIH positivo y tiene sexo sin protección con otra persona con la intención específica de exponerla a la enfermedad.

“Ahora tengo la responsabilidad de mejorar y ayudar a otras personas”, dijo el actor. “Y con un poco de suerte, con lo que estamos haciendo hoy, otras personas podrían decir ‘gracias Charlie por abrir esta puerta’’’. La revelación es el capítulo más reciente en la explosiva vida de Sheen.

Muchos casos como este han estremecido el entretenimiento mundial. La lista de la página digital de terra.com recuerda casos como de Rock Hudson, uno de los galanes de la época dorada del cine hollywoodense. En la década de los años 80, tras contraer VIH, ocultó su padecimiento asegurando que tenía cáncer de hígado. En julio de 1985, cuando admitió que tenía VIH, dijo que posiblemente lo había contraído a través de una transfusión sanguínea.

También Tina Chow, la súpermodelo que murió en 1992, a los 41 años, contrajo el VIH a finales de los 80.

El actor Anthony Perkins (Psicosis, 1960) murió por complicaciones derivadas del sida el 12 de septiembre de 1992, a los 60 años.

En el mundo de la música latina, uno de los episodios más latentes lo vivió Héctor Lavoe, quien contrajo VIH en los años 80 por compartir agujas para inyectarse drogas. Murió el 29 de junio de 1993 a causa de complicaciones provocadas por la enfermedad, tenía 46 años.

Freddie Mercury, vocalista de Queen por muchos años, mantuvo en secreto que había contraído VIH, pero en octubre de 1986 ese detalle fue revelado por la prensa sensacionalista inglesa. En noviembre de 1991 anunció que tenía sida y algunos días después, el 24, murió a los 45 años de edad. El actor británico Denholm Elliott (Indiana Jones) fue diagnósticado con VIH en 1987 y murió el 6 de octubre de 1992 debido a una tuberculosis relacionada con su padecimiento.

El bailarín ruso Rudolf Nureyev, el tenista Arthur Ashe, el realizador Derek Jarman, el actor Brad Davis, el pianista y vocalista Wladziu Valentino Liberace, la súper modelo Gia Carangi, el actor de teatro Larry Kert, el historiador y filósofo francés Michel Foucault, forman parte de la larga lista de las celebridades que han fallecido a causa del VIH y el sida. Figuras como la actriz pornográfica Cameron Bay, el rapero Mykki Blanco y el exbasquetbolista Earvin ‘Magic’ Johnson han sobrevivido pese a tener la enfermedad.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s